fbpx El desarrollo de los huesos en los primeros años de vida | World Osteoporosis Day

World Osteoporosis Day

El desarrollo de los huesos en los primeros años de vida

La salud ósea comienza temprano en la vida –de hecho, comienza en la etapa fetal, cuando una buena alimentación materna ayuda a optimizar el desarrollo del esqueleto del bebé.

La niñez y la adolescencia son un momento crucial para el desarrollo óseo. Es durante este período que tanto el tamaño como la fuerza de nuestros huesos aumentan de manera significativa. Cerca de la mitad de nuestra masa ósea se acumula durante la adolescencia, y un cuarto se desarrolla durante el período de dos años en que se produce el crecimiento más rápido. El proceso continúa hasta mediado de los 20.

Si bien la genética determinará hasta el 80% de la variabilidad del pico de masa ósea individual, existen factores como la ingesta nutricional y la actividad física que ayudarán al niño a alcanzar la fuerza ósea óptima.

Esto es beneficioso avanzada la edad adulta, ya que hay más reserva ósea a la cual recurrir. A diferencia de lo que sucede en la juventud, los adultos no pueden reemplazar el tejido óseo con la misma rapidez con la que lo pierden. Se cree que un aumento del 10% en la densidad mineral ósea (DMO) máxima –una medida de fuerza ósea– podría retrasar 13 años el desarrollo de la osteoporosis.

Una alimentación rica en calcio y proteína mejora el desarrollo óseo

YLos requerimientos de calcio y proteína de las personas jóvenes, entre 9 y 18 años, son más altos. La edad pico para desarrollar hueso es a los 14 y 12,5 años en niños y niñas, respectivamente.

La leche y otros lácteos aportan hasta un 80% de la ingesta de calcio en la dieta a niños de dos años en adelante. Si bien el calcio es un nutriente vital para el desarrollo óseo durante esta etapa de la vida, los niños están consumiendo menos leche que hace 10 años y se están inclinando por las bebidas endulzadas. Es necesario revertir esta tendencia y alentar a los niños a que beban más leche.

Los jóvenes también necesitan suficiente proteína para alcanzar su potencial genético para el pico de masa ósea. Los estudios han mostrado un nexo positivo entre niños que recibieron porciones extra de leche en sus dietas, lo cual contiene niveles altos de proteína, y aumentos en un factor de crecimiento que mejora la formación ósea.

Incorporar suficiente vitamina del sol

Los jóvenes no están incorporando suficiente vitamina D. Esto se debe, en parte, a que cada vez pasan más tiempo adentro. Si los padres se aseguran de que sus hijos pasen más tiempo realizando deportes y actividad física al aire libre – y menos tiempo encerrados frente a la computadora o el televisor, pueden ayudarlos a que esta vitamina clave se mantenga dentro de niveles saludables.

Requerimientos dietarios recomendados

Edad

Calcio RDA

Vitamina D RDA

Proteína RDA

1-3 años

700 mg

600 IU

13 g

4-8 años

1200 mg

600 IU

46 g

9-13 años

1200 mg

600 UI

46 g

14-18 años

1300 mg

600 IU

niñas 46 g

niños 52 g

por el Instituto de Medicina EE. UU.

La importancia del ejercicio y el estilo de vida

La alimentación y la actividad física van de la mano a la hora de mejorar el desarrollo óseo a toda edad, y en ninguna etapa de la vida es éste tan importante como en la juventud. Los jóvenes que realizan actividad física periódica muestran un aumento significativo de la masa ósea.

Un peso corporal saludable durante la niñez y la adolescencia – es decir, ni muy bajo ni exceso de peso – contribuye a una salud ósea óptima. La anorexia tiene un significativo impacto negativo sobre la DMO y la fuerza del esqueleto de los adolescentes, mientras que los niños obesos son más propensos a presentar fracturas de muñeca.

Consejos para que los niños desarrollen hueso

Colación queso, yogur, nueces y frutas secas

Bebida licuados con leche, smoothies y agua mineral

Comida alimentación balanceada con contenido de calcio, proteínas, frutas y vegetales

Movimiento realizar actividad física al aire libre que involucre correr y saltar

Spanish